sábado, noviembre 10, 2007

Mejor callese usted!

El Sr. Juan Carlos tardó sólo dos días en darle pie a mis ganas de meterme con la Corona. Sólo dos días.

Mejor callese usted, Sr. Juan Carlos porque, le guste a quien le guste, Hugo Chávez está donde está por la voluntad de millones de venezolanos que lo han elegido y reelegido como su presidente. En cambio, a usted nadie lo eligió. Usted es la herencia de la victoria del bando nacional y de la dictadura franquista. Usted es quien debe callarse porque nada tiene que hacer ahí.

Aquí ya hemos dicho antes que Chávez no nos gusta, porque ese estilo de populismo autoritario y megalómano no nos va. Pero no cabe duda que entre él y usted no hay elección posible.

Hágame caso, el consejo se lo estamos dando gratis, casi diría que se lo estamos de onda: callese, váyase silvando bajito y no sacuda mucho el abispero, no vaya a ser que la gente empiece a preguntarse porqué usted aun está ahí. Hágame caso, mejor baje el perfil y vaya a disfrutar de su decimocuarto Bribón, de los negocios a la sombra de la Corona, de las recepciones de gala y de todos esos dulces placeres que no están al alcance de cualquier mortal.

11 comentarios:

Martín dijo...

¿Viste TVR? Después de que pasaron el cruce entre Chávez y Juan Carlos, uno de los conductores -creo que Wainraich- dijo tímidamente que le parecía un poco anacrónico seguir teniendo reyes en el siglo XXI. Después de vos, debe ser el primer argentino al que veo criticar -aunque repito, tímidamente- a la monarquía española.
Saludos

Zabalita dijo...

Pues yo estoy con el rey. Seguro que nadie lo votó y que una monarquía es un anacronismo en pleno siglo XXI. Ahora, ya sin el tutelaje del franquismo, quedará a los españoles decidir si quieren seguir siendo una monarquía o no.

Seguro que lo del rey es un exabrupto y que no tiene ningún tipo de autoridad para hacerlo callar a Chávez, pero a esta altura, me solidarizo con el rey. Chávez habla demasiado y hace poco. Su jacobinismo barato me tiene las pelotas llenas y sus conquistas sociales no hay duda que son ciertas, pero a riesgo de agravar el ya calamitoso estado en que se encontraba la democracia venezolana antes de su aparición en escena.

Que querés que te diga? Veo quienes son los apoyos de Chávez (Ortega y el delegado de Castro) y me queda claro a que bando me sumo en última instancia. Y el rey al menos, por los motivos que fueren, dio en su momento su prueba de apoyo a la democracia española, de Chávez y compañía lo único que veo es pura mierda. Así que a riesgo de sonar políticamente incorrecto en este blog yo estoy con el rey.

Martín dijo...

Ya se sumaron dos más: Diego F. y Fontevecchia.
Saludos

Aureliano Buendía dijo...

Creo que los calificativos de Chávez para Aznar tienen mucho de desproporcionado, porque Aznar será derechista y conservador, pero no es fascista, y lejos está de serlo; y más aún de imprudente, porque obliga a Rodríguez Zapatero a defenderlo ante todos los jefes de Estado latinoamericanos, cosa que no haría en ningún otro contexto.

Pero acá en ningún momento pretendí defender ni los comentarios de Chávez, ni a los amigos de Chávez, ni siquiera al mismo Chávez, que explícitamente digo que no me gusta. Esa onda megalómana no nos va. Y además te reconozco, sin problemas, que es un mal educado. Pero uno no puede más que reconocer sus credenciales para estar ahí sentado: los venezolanos lo han electo tres veces (sí, tres) como presidente en elecciones justas y limpias.

El otro señor ha tenido un mal semestre y se lo nota tenso, fuera de foco, también algo senil. Acá dábamos cuenta de los malos tragos que debió pasar en el último tiempo y, seguramente, ese listado no sea exhaustivo. Pasa que estamos aquí muy preocupados por la salud de todos, incluso de los reyes: por eso le recomendamos vacaciones, vaya a navegar, que una persona a los 70 años ya no está para estos trotes.

Ahora, sobre la efectiva oportunidad de los españoles de sacárselo de encima, yo no la afirmaría tan fácilmente. Pasa que este señor en los acuerdos de la transición se las ingenió para asegurarse un puesto materialmente insuprimible:

Artículo 168
1. Cuando se propusiere la revisión total de la Constitución o una parcial que afecte [...] al Título II [léase, la Corona], se procederá a la aprobación del principio por mayoría de dos tercios de cada Cámara, y a la disolución inmediata de las Cortes.

2. Las Cámaras elegidas deberán ratificar la decisión y proceder al estudio del nuevo texto constitucional, que deberá ser aprobado por mayoría de dos tercios de ambas Cámaras.

3. Aprobada la reforma por las Cortes Generales, será sometida a referémdum para su ratificación.


Es decir, se necesitan 2/3 de ambas cámaras para declarar la necesidad de la reforma, tras lo cual se procede a disolver el gobierno, formar un nuevo gobierno en el que también se requiere el apoyo de 2/3 de los escaños de ambas cámaras para avalar un nuevo texto y luego un referéndum sobre el texto acordado. (parece que se olvidaron requerir dos tercios en el referéndum, no sé dónde tenían la cabeza)

Alguien conoce una institución más inmodificable que esta en un sistema democrático? Miren, yo no voy a proponer una apuesta como el Criador de suprimir el blog si alguien la encuentra, pero...

Por menos que esto en Chile se hablaba de enclaves autoritarios.

Igual gracias por el contrapunto. Sabía que alguien me iba a responder. Aun estoy esperando a Zarandillo y a Filomeno.

PD. si no queda claro, acá tenés el texto constitucional en Euskera.

zarandillo dijo...

A mi ver las imágenes de la trifulca que se armó en la Cumbre me genera unas ganas terribles de pegarle en los cachetones a Hugo Chávez y decirle que para ser un jefe electo de un país en democracia (si es que lo que se está dando es democracia)… hay que tener un poco de diplomacia y profesionalidad y un poco menos de querer llamar la atención.

Una cosita importante y que nadie parece tener en cuenta es que el Rey Juan Carlos I SI fue refrendado por soberanía popular, es decir...es un jefe de estado elegido democráticamente por aquellos que votaron "si" con un 87,9 % de votos a favor (y un 7,83 % en contra) a la constitución de 1978. Se decidió entonces “comprar el pack entero” y nos quedamos con una constitución que dura hasta el día de hoy (con algunos cambios) y una corona, (que no ha sufrido muchos).

Se puede admitir que la corona disfruta de ciertos privilegios (económicos, jurídicos y sociales) que dejan de lado el sistema de igualdad legal, pero también se ha de admitir que desde la transición se ha constituido como una imagen de España en el exterior, además de que se ha ubicado como un personaje capaz de inmiscuirse en asuntos internacionales en una especie de “resolvedor de conflictos autorizado”

Algunos países se identifican o mantienen su identidad debajo de una bandera, otros bajo la lucha por un territorio…pues bien, hasta ahora (antes de esta turbulenta mitad de año, como ya ha recogido el coronel) lo que ha aglutinado el ideal español en el extranjero era la figura de la monarquía con el rey a la cabeza.

A Martín le digo....casas reales en el siglo XXI, sultanes y presidentes que designan sucesoras a dedo... un poquito de todo…para meterse con el rey ya estamos nosotros ¡no nos toquen al rey!

Aureliano Buendía dijo...

Sabía que Zarandillo iba a aparecer. Había que tocarle su corazoncito monarquico y nacional, para que saliera a flote ese espíritu del 18 de julio.

Ya sé lo que me vas a decir, ya sé: Que viva España una, grande y libre!

Martín dijo...

Zarandillo, si leés con atención mi comentario verás que yo simplemente reproduje una frase de un conductor de TV. A mí personalmente el tema de la monarquía española ni me va ni me viene. Si tuviese que elegir entre vivir bajo una monarquía absolutista como la de Arabia Saudita y una monarquía constitucional como la de España o la de Gran Bretaña, obviamente elegiría vivir en una monarquía constitucional. Pero siempre para mí es mejor ser un ciudadano que un súbdito, aún cuando eso se trate de una distinción puramente formal.
Y sobre la sucesión de Néstor y Cristina Kirchner, voy a repetir lo que dije antes en otro contexto: no fue Kirchner el que le dio la presidencia a su mujer, fue el 45% del electorado argentino. Poner a la Argentina en la misma bolsa que las monarquías solo por eso es francamente infantil.
Saludos

Aureliano Buendía dijo...

Ufff, de contra-golpe:

Martin 120
Zarandillo 0

Los goleadores son así. No la tocan, pero cuando la tocan...

Zabalita dijo...

Solidaridad 100% con Zarandillo!

Aureliano Buendía dijo...

Martin, sumalo a Ramble a tu listado

kulasaim dijo...

Es paradójico que todo lo que ha avasallado la dignidad del ser humano en épocas en que el más poderoso mandaba, continúe hoy obteniendo igual, o más beneficios que en otrora...

www.nicolasespositochedel.com